Solo faltan tres meses. A partir del próximo 1º de agosto entrará en vigencia el cobro de S/ 0,10 por el uso de bolsas de plástico en los establecimientos comerciales o de servicios de contribuyentes del IGV, como supermercados, tiendas por departamento, mercados y bodegas.

Esto según la Ley Nº 30884 que regula el plástico de un solo uso y los recipientes o envases descartables que fue aprobada en diciembre del 2018.

El impuesto al consumo de las bolsas de plástico será gradual y se aplicará por la adquisición unitaria de bolsas de plástico. El cronograma será el siguiente: S/ 0,10 en el 2019, S/ 0,20 en el 2020, S/ 0,30 en el 2021, S/ 0,40 en el 2022, S/ 0,50 en el 2023, y así se seguirá aumentando el precio cada año.

Dicho impuesto mínimo recaerá en los bolsillos de los consumidores, con lo cual se busca desalentar el uso excesivo de bolsas plásticas que tienen consecuencias en la contaminación de bosques, mares, ríos y áreas naturales protegidas.

El impuesto ingresará al tesoro público y será administrado por la Sunat, dispone la ley.

«El objetivo no es ir en contra del plástico porque en caso de salubridad es importante, estamos atacando el plástico de un solo uso que genera muchos residuos», aseguró Gunther Merzthal Yupari, director de Educación, Ciudadanía e Información Ambiental del Ministerio del Ambiente (Minam).

El Minam, según Merzthal, viene trabajando el reglamento de la Ley Nº 30884 y con representantes del sector público, privado, sociedad civil y universidades. También se involucrará a los recicladores porque juegan un rol importante.

En este proceso participativo se busca recibir todas las contribuciones al proyecto de reglamento, tanto de Lima y Callao como de las regiones de La Libertad, San Martín, Junín y Arequipa, se informó. La publicación del reglamento se dará a más tardar en junio de este año.

Según aclaró, el reglamento busca fijar los aspectos específicos de la ley que regula el plástico de un solo uso, tales como el tamaño de bolsas de plástico que ya no podrán fabricarse, o la promoción de bolsas reutilizables como las canastas de paja o las bolsas de tela. «Vamos a prohibir la fabricación de estas bolsas pequeñas, pero también vamos a motivar a llevar las bolsas reutilizables».